Criticas y Artículos de Cine Festival de Cine Miami Festivales

Critica y entrevista de “Life and Nothing More (2017) de Antonio Méndez Esparza

Ruben Peralta Rigaud

El escritor Walter Lippmann dice que entendemos el mundo de acuerdo a las imágenes que tenemos en la cabeza de nuestra realidad, y si esto es cierto, muchas de nuestras imágenes vienen de la mano del séptimo arte. Los medios, incluyendo el cine, tienen cierta responsabilidad sobre las situaciones y cosas que creemos en estos días, aun sin mencionar las redes sociales. Si nos apoyamos en la teoría de Lippmann, toda una minoría dentro de los Estados Unidos está en serios problemas, incluyendo el apartado a las madres afroamericanas.

La mayoría de los personajes que he visto dentro del cine norteamericano presentan a las madres solteras como adictas, en batalla constante con su expareja, mujeres violentas, interesadas o simplemente como criadas. Raras veces se han presentado mujeres opuestas a estas falsas ideas. Incluso, los hombres también son estereotipados, pero no quiero caer en el cliché de la exclusión y victimización que está de moda.

Parte de esta incorrecta y falsa cultura, pudo ser iniciada por el escritor Daniel Patrick Moynihan en su ensayo publicado en 1965 llamado “The Negro Family: The Case For National Action”, que explica el por qué las madres solteras afroamericanas son la principal causa de la extrema pobreza dentro de esta sección del pueblo norteamericano. Todo esto trajo como consecuencias un sin número de situaciones y movimientos, ya que el reporte fue respaldado por el entonces presidente Lyndon B. Johnson… hagan su tarea.

El director español Antonio Méndez Esparza le presenta al Sr. Moynihan lo errado que estaba. Este ya se había dado a conocer por su anterior y primer largometraje “Aquí y Allá”, galardonado con la Cámara de Oro en Cannes 2012. Aquel primer proyecto fue filmado en México, y contaba la historia de Pedro y su regreso a casa luego de vivir un tiempo en los Estados Unidos. En esta ocasión, la acción se traslada a Tallahassee, Florida, donde presenta la cotidianidad de una familia de tres, Regina y sus dos hijos: Andrew, un adolescente queriendo crecer más rápido de la cuenta y la pequeña Ry’nesia, viviendo la inocencia de sus tres años.

Vemos lo complicado de tener una familia de dos hijos cuando eres madre soltera y trabajas. Regina, con un fuerte temperamento y una fuerte presencia, lucha por convertir la casa en un hogar. Andrew, quien, con toda la indiferencia de un adolescente que crece demasiado rápido, ayuda con más o menos gracia. La hermana pequeña, Ry’nesia, en la vida real es la hija de Regina.

La cámara de Esparza es instalada en la sala principal de la casa y la cocina (donde se desarrolla la mayor parte de la vida familiar y las acciones de sus personajes), dividiendo las secuencias iniciales entre las cosas que día tras día hace Regina y las situaciones en la que poco a poco Andrew se va envolviendo. Regina es cortejada por Robert, a quien conoce en su lugar de trabajo. El, es un hombre que sabe hablar y siempre tiene una respuesta para las indecisas y sarcásticas preguntas de Regina, pero eventualmente forman una relación, la cual sería el inicio del debacle no solo de ella, sino de su familia.

Entrevista al director Antonio Méndez Esparza

Ninguno de los actores de la película tiene formación profesional, que favorece a la forma naturalista en que es filmada su vida cotidiana, y apoyados por una fuerte dirección,  le dan una sorprendente credibilidad y fuerza a la película. El director les dio libertad artísticas para que ellos mismos moldearan sus personajes. Al estilo Bresson, Esparza usa sus “modelos” de una manera extraordinaria, donde la antorcha la lleva Regina, ella es simplemente increíble.

Los personajes tienen los mismos nombres que en la vida real, facilitando sus diálogos, y sobre los hombros de Regina, el pilar en todos los sentidos del término familia, es que descansa en gran medida esta película. Ella es fuerte, divertida y conmovedora.

Esta historia podría ocurrir en cualquier lugar en los Estados Unidos, aunque el director afirma que quiso contar algo que se ve todos los días, con personajes que conoce. La historia de anteponer a la familia por encima de todo y buscar lo mejor para esta, ocurre en cada rincón del planeta, no solo en la urbe americana. Las diferencias sociales se pueden discernir en la película y las tensiones raciales provocadas por el trabajador social que enseña a Andrew al comienzo de la película, son un eco de los diversos hechos que nutren la vida cotidiana de los medios. En una secuencia donde Andrew busca escapar de su ira, y da a parar a un parque con una posterior disputa, es sin lugar a dudas una maestría de dirección.

“Life and Nothing More” es una película muy sensible y política, que no solo presenta a una sociedad a la que queremos darle la espalda o que creemos que solamente existe en los noticieros. Día a día las madres solteras luchan con uña y diente por salvaguardar a sus hijos, sin importar su color de piel. En todo el mundo existen Reginas, almas fuertes y llenas de dolor, que sin importar, mantienen la mirada alta y siempre esperando lo mejor.

 

 

Acerca del Autor

Ruben Peralta Rigaud

Ruben Peralta Rigaud

Rubén Peralta Rigaud nació en Santo Domingo en 1980. Médico de profesión, y escritor de reseñas cinematográficas, fue conductor del programa radial diario “Cineasta Radio” por tres años, colaborador de la Revista Cineasta desde el 2010 y editor/escritor del portal cocalecas.net. Dicto charlas sobre apreciación cinematográfica, jurado en el festival de Cine de Miami. Vive en Miami, Florida.

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
A %d blogueros les gusta esto: